10 de mayo con sabor a lucha

Fecha de publicación: 2018-05-09 23:26:49

Verónica Ramírez

Ciudad de México.-

Para más de 35 mil madres el 10 de mayo, no es una fecha de celebración, tiene más bien un significado combativo, pues sus hijos no están en casa, salieron y hasta hoy no han regresado, lanzando a las calles a sus familiares a clamar justicia.

La desaparición forzada en México se remonta a la llamada “Guerra Sucia “en los años setenta, en donde el Estado buscaba disolver todos los movimientos sociales opositores al gobierno y utilizaban la sustracción de personas sin un fin económico como táctica del terror.

A través de los años se han escuchado casos emblemáticos como el de los 43 estudiantes de la normar rural de Ayotzinapa, pero alrededor de ellos hay miles de familias que cruzan por el mismo calvario sin estar en el ojo público.

Uno de los principales problemas de este fenómeno a nivel afectivo, es el duelo inconcluso y perpetuado, madres que diariamente se preguntan si su hijo estará bien, si comió, si pasa frío o si murió y tan sólo su búsqueda se reduce a encontrar restos

“Primero fue un dolor, pero con esperanza que mañana va a aparecer, nunca he parado de buscarlo, pero si es desesperante (…) yo escuchaba: te vas a enfermar, la gente se va a alejar y se te van a acabar los recursos y solo se quedan los que realmente se quieren quedar”, asegura Elva quien busca a su hijo Brayan quien desapareció el 28 de abril de 2016 en Poza Rica, Veracruz.

Brayan, salió en busca de una oportunidad laboral, se acercó a las oficinas de reclutamiento y tras varias horas de ausencia, su madre se percató de la anormal situación, hasta hoy recorre e pías con la firme convicción de volverle a ver.

Cuando la ausencia de un hijo pesa, cuando constantemente encuentran baches legales en el proceso de investigación, cuando sienten que en sus manos está la responsabilidad de encontrar a el sujeto de su lucha, cuando la frase “Hasta encontrarlos” cobra más sentido que nunca, es entonces que vivir se resignifica.

Jezabel Chelius, madre de José David, desaparecido el 30 de octubre de 2016 en Boca del Río Veracruz: “Pues ya no vives, ya no es lo mismo, todos los días me pregunto dónde está, qué le pasó. Que quiero verlo, quiero encontrarlo, yo siempre lo he dicho a mí ya me jodieron toda la vida, porque no hay día y no hay noche en que no esté pensando en él. Aún voy al lugar en donde desayunábamos juntos y ahí está su silla, a veces pongo su foto…”

José David quien al momento de su desaparición tenía 17 años, salió una noche a un antro con sus amigos, a las 12:05 am sube por última vez una fotografía a Facebook.

En México, cada día desaparecen aproximadamente 11 personas según datos del Registro Nacional de Personas Extraviadas o Desaparecidas, las cifras oficiales varían según dependencias y no hay una metodología exacta para su contabilización lo que cada día dificulta el estudio del fenómeno y las posibles soluciones, perpetuando la impunidad


Contacto:

¿Tienes alguna pregunta o deseas suscribirte? ¡Contáctanos!

Contacto




Derechos reservados © Obturador.mx | Política de privacidad | Términos de uso